¿Cómo podemos protegernos de los Keyloggers?

Entre las diversas amenazas a la ciberseguridad que existen en la Internet, los keyloggers están entre las más comunes. Este software malicioso registra todas las pulsaciones que una persona realiza en su teclado, para así robar sus usuarios y contraseñas de redes sociales, e-mail o, incluso, información bancaria. Afortunadamente, es posible protegerse de ellos manteniendo buenos hábitos de protección ante los ciberataques.

¿Qué es un keylogger?

Los ataques a tus equipos y tu ciberseguridad pueden darse a través de distintas herramientas. Una de las más utilizadas por los hackers de hoy son los keyloggers. Se trata de un software malicioso o un dispositivo físico capaz de registrar las teclas que presionas en el computador o las letras en la pantalla táctil de un dispositivo móvil. Tienen el objetivo de conocer tus contraseñas para acceder a tu información personal. 

Estos peligrosos malware pueden llegar a tus dispositivos a través de e-mail, links dudosos, mensajes fraudulentos y descargas de programas pirata. Una vez instalados en tu sistema, sin que te des cuenta, pueden robar tu usuario y clave de redes sociales, correo e incluso información bancaria. 

Toda esta información es guardada automáticamente y sin tu autorización en documentos que se envían de manera automática a un servidor controlado por hackers. 

Si bien se trata de una amenaza real y peligrosa, hay diversas maneras de protegerte. Aquí te indicamos todas las precauciones que debes tomar para ser víctima de los keyloggers.

TIPOS DE KEYLOGGERS

Keylogger con hardware: Se trata de dispositivos que deben ser conectados físicamente al equipo. Si bien es muy poco probable que este tipo afecte a una computadora casera, sí es una amenaza real para grandes empresas. Pueden pasar desapercibidos, pues son similares a un USB.

Keylogger con software: Estos son los más comunes y se encuentran en toda la Internet. Un keylogger que usa este método puede actuar como driver del teclado, por ejemplo, y acceder así a cualquier información registrada en el teclado mientras va al sistema operativo.

 MÉTODOS DE PROTECCIÓN CONTRA KEYLOGGERS

  • Instalar software de protección: Tu sistema operativo, Windows o Mac OS, ya cuenta con un firewall. Si además tienes un antivirus de pago, este instala protección contra estas amenazas. Usualmente, el sistema te alertará ante la descarga de programas maliciosos. Mantente atento a estas alarmas. Es muy recomendable que inviertas en la suscripción a alguna de las muchas opciones de antivirus que hay en el mercado, pues se actualizan constantemente para combatir el software malicioso que aparece en Internet día a día.
  • Utilizar un gestor de contraseñas: Ya que los keyloggers registran las pulsaciones en el teclado, una buena manera de evitarlos es precisamente no escribiendo tu contraseña cada vez que ingresas a un sitio web. Existe gran variedad de gestores de contraseñas que permiten guardar y administrar tus passwords de manera segura.
  • Usar protección adicional: Además de los firewall y antivirus, puedes encontrar software dedicado específicamente a protegerte de los keyloggers, como Ghostpress o KL-Detector. Estos identifican los intentos de programas maliciosos que buscan robar tu información.
  • Cambiar tus claves con frecuencia: Este consejo es importante para evitar cualquier tipo de ataque a tu ciberseguridad. Es importante crear contraseñas que no sean fáciles de adivinar y modificarlas al menos cada tres meses.

    La principal función de G4S es velar siempre por su seguridad. No se pierda nuestras próximas  publicaciones. ‘Ciberseguridad G4S’ lo mantendrá informado acerca de las principales amenazas que ponen en riesgo su paso por la web y le mostrará las últimas estrategias para mantenerse siempre protegido frente a estos peligros.
^